Pañales desechables y toallitas húmedas

pañalesHoy os quiero contar a cerca de la toxicidad de las toallitas húmedas y los pañales desechables, que sí son muy cómodos y prácticos (yo los uso con mi peque) pero tienen otros inconvenientes de los que tenemos, al menos, que estar informadas.
Os trascribo para ello un interesante artículo de la Dra. Odile Fernández en su web http://www.misrecetasanticancer.com

“A la hora de ponerle un pañal a nuestros peques deberíamos pensarlo bien, pues suelen contener sustancias tóxicas que pueden estar relacionadas en muchos casos de la llamada Dermatitis del pañal, pero además algunas de ellas pueden ser cancerígenas. La dermatitis del pañal consiste en una  irritación cutánea que tiene su origen en la prolongada humedad, la interacción de la orina descompuesta en amoniaco, la presencia de bacterias y la presencia de tóxicos en el pañal.

Un PAÑAL DESECHABLE contiene:

1.    Plástico que al fin y al cabo es un derivado del petróleo. 

2.    Poliacrilato de sodio o superabsorbente (SAP): Es un polímero que puede absorber hasta 80 veces su peso de agua y es lo que le da el poder absorbente a los pañales. Es un polvo blanco y sin olor que puede provocar irritaciones de ojos y vías respiratorias si se inhala. En contacto con la piel puede producir irritación cutánea, enrojecimiento, dolor y quemaduras. Más información sobre su toxicidad pinchando aquí.

3. 1/3 de pasta de madera blanqueada con cloro.

4.  50 productos químicos  entre los cuales hay dioxinas: partículas cancerígenas que perturban el sistema hormonal e inmunitario. El término dioxina reagrupa más de  200 moléculas cloradas, de las cuales 17 tienen una toxicidad alta y reconocida. La piel absorbe estas moléculas y se concentran en las células grasas donde se quedan 30 años y pueden provocar cáncer a largo plazo. La IARC y la OMS reconocen el carácter cancerígeno a largo plazo de las dioxinas. Se ha observado que la presencia de dioxinas en animales implica un desequilibrio hormonal, una disminución del sistema inmunitario, problemas en la fertilidad y del desarrollo neurológico.

5. Se encuentra también benzol, y el TRIBUTILESTAÑO (TBT) el cual según un estudio de Greenpeace Alemania, en los seres humanos puede provocar cáncer y trastornos graves del sistema nervioso. Es un compuesto tóxico de acción permanente que se concentra en los organismos vivos alterando su equilibrio hormonal y su sistema inmunitario.  Por su alto poder pesticida y biácido es una sustancia que se utiliza como pintura anti incrustante en los cascos de los barcos, buques, puertos… ya que impide que se adhirieran algas y otros organismos vivos sobre ellos, y es la causa de que el sexo de los moluscos gallegos haya cambiado.

6. Perfumes y agentes conservadores en los pañales muy agresivos para  las pieles sensibles

Con todo este cóctel tóxico y plástico no es de sorprender que desde los años 50′ cuando aún se utilizaban pañales de tela, en contraste con los años 90’, cuando los pañales desechables pasaron a dominar el mercado de productos para bebés hubo un alarmante aumento del 7% al 78% de Dermatitis de Pañal, según lo indicó un estudio publicado en The Journal of Pediatrics.

Así también los pañales desechables, se han relacionado con la infertilidad masculina, ya que los bebés que han utilizado continuamente pañales desechables han sido expuestos a un aumento de la temperatura de los testículos de manera prolongada, lo cual inhibiría el mecanismo de enfriamiento de los testículos, esencial para la generación de espermatozoides normales.

Los pañales desechables son un invento de la modernidad pensados para brindar mayor comodidad a los padres pero no a los bebés. 

Paralelamente al pañal, el uso de las TOALLITAS HÚMEDAS se ha extendido en los últimos años, la mayor parte de ellas contienen un compuesto orgánico denominado fenoxietanol, (presente también en champús, lociones y otros productos para bebés)  se trata de un bactericida conservante que se utiliza combinado con otras sustancias químicas y tiene varias aplicaciones: fijador de perfumes, insecticida  y antiséptico tópico. Los estudios toxicológicos confirman los efectos hepatotóxicos y hematológicos. El fenoxietanol supone un riesgo cancerígeno, de fertilidad para el hombre y de toxicidad para el feto.  Se ha recomendado que no sea utilizado en mujeres lactantes para evitar que el producto químico pase de la piel al pezón y en consecuencia a los bebés. En algunos países su uso no está permitido como en Japón. 

En cosmética se encuentra bajo la denominación  2-fenoxietanol o Phénoxytol. Además suelen contener parabenes, productos blanqueantes a base de cloro, propilen glicol y perfumes.

 ¿Qué alternativas tenemos? Usar gasas de tela o esponjas con un poco de agua tibia, en vez de toallitas, y pañales de tela en vez de desechables. En caso de usar pañales desechables o toallitas húmedas recurre a los productos ecológicos”.

Muy interesante Odile, como todo lo que escribes. ¿Qué os parece?
Anuncios

4 pensamientos en “Pañales desechables y toallitas húmedas

  1. La verdad, desde que nació Sara hace 16 meses le he estado dando vueltas a usar pañales de tela y siempre lo he ido dejando. Ahora, pienso que ya es un poco tarde para empezar, pero leyendo esto, ada vez estoy mas convencida.

  2. ¡Vaya tela! Los pañales desechables me parecían bastante cómodos como ventaja, lo malo, y aunque parezca mentira, es que me echaba un poco para atrás el impacto en el medio ambiente. Y encima ahora esto, aunque era un poco de esperar…

    Tienes un premio en mi blog 😉 ¡Un Abrazo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s